Hamás reconstruye sus túneles para atacar a Israel

La organización terrorista islámica Hamás proclama abiertamente que está reconstruyendo su red de túneles – usados para perpetrar ataques terroristas -, que fueron demolidos en gran parte por las fuerzas del Ejército de Defensa de Israel (Tzáhal), durante el reciente conflicto en Gaza.

Un reportero del “periódico” Al Resallah, órgano de prensa y propaganda de Hamás, visitó uno de los túneles, para mostrar el trabajo de reparación que están haciendo los excavadores islamistas en un túnel bombardeado por los aviones de la Fuerza Aérea, durante la Operación Margen Protector.

El comandante del equipo excavador, Abu Khaled, admitió que las reparaciones del túnel comenzaron “durante uno de los ceses del fuego humanitarios durante la guerra”.

El Ejército de Defensa de Israel (Tzáhal) destruyó más de una treintena de túneles en la Franja durante la Operación Margen Protector. Los túneles, que constituyen una suerte de ciudad subterránea bajo el suelo de Gaza, son usados para el transporte de municiones y el disparo de proyectiles contra Israel. Durante los combates, Hamás envió células terroristas a través de los túneles que emergieron dentro del territorio israelí con la intención de perpetrar ataques.

Se han registrado indicios previos de que Hamás realizando esfuerzos para reconstruir sus túneles tras la campaña Margen Protector. A mediados de septiembre, la Brigada Qassam, el brazo armado de Hamás, anunció que uno de sus integrantes Ahmad Riad al Hadad, murió mientras estaba llevando a cabo “actividades subterráneas”. El grupo no especificó de qué tipo de actividades se trataba.

A principios de mes, el vocero de la Brigada Qassam, anunció en una marcha que “los túneles de al Qassam están bien, gracias a Dios. Nuestros hombres comenzarán la próxima batalla con sus pies sobre el terreno de Nahal Oz… y otros asentamientos alrededor de Gaza”.

Una alta fuente diplomática israelí apuntó que “Hamás no esperará ni un minuto tras los últimos combates y comenzará a rearmarse de cara al próximo round”.

Un reportero del “diario” Al Resalah se unió al equipo de excavadores en la frontera entre la Franja de Gaza e Israel pero no se le permitió ingresar al túnel por temor a que colapse. Los excavadores, descriptos como “abejas en un panal” dijeron que estaban intensamente motivados por la creencia de que “cada milímetro de túnel que cavan ayuda a secuestrar o a derramar la sangre de un soldado israelí”.

Los excavadores reunidos al atardecer en la entrada del túnel dijeron que la respiración en los corredores subterráneos es difícil. “Agradecemos a Dios por habernos hecho soldados especializados en la excavación de túneles”, manifestó uno de los terroristas al periódico. “El trabajo es difícil, en verdad, pero recordamos la recompensa que Dios nos brinda y se no hace más fácil”.

En la imagen, puede observarse un grupo de personas que hacen un alto en el trabajo para rezar.

Fuente: Aurora