“El terrorismo me salvó la vida”

Los médicos le descubrieron un tumor a Daniel Cohen, de 31 años, durante el tratamiento por las heridas sufridas en el ataque del 2 de noviembre en Rishon Lezion.

“Sentí que mi cuello se iba a romper. El terrorista sacó un cuchillo y trató de decapitarme. Traté de alejarlo con la mano y luego trató de apuñalarme en el cuello. Luego me empujó al suelo y apuñaló a lo largo de mi lado izquierdo, en el pecho, en el estómago y en mi hombro” relató Cohen, padre de cinco hijos.

“Cuando los paramédicos del Magen David Adom llegaron todavía estaba consciente, pero cuando llegué al Hospital Assaf Harofeh me anestesiaron. Fui a una cirugía de cuatro horas.  A medida que trataban los órganos dañados, los médicos se encontraron con un tumor en mi intestino que no sabía que tenía, y lo quitaron”, agregó.

“Gracias a Dios, ahora estoy en buen estado una semana más tarde”, dijo. “Los médicos dijeron que encontraron el tumor cuando estaban operando. Si no lo hubieran quitado, podría haber empeorado “.

Cohen dijo que había sentido molestias en los intestinos durante varias semanas antes del incidente, pero que no había tenido tiempo para “ocuparse de ello.”

“El ataque terrorista me salvó la vida”, sostuvo.

HEBREOS.Net
Fuente: Times of Israel