Descubren en Jerusalén rara moneda del tiempo de la primera guerra judeo-romana

Una rara moneda de bronce del cuarto año de la Primera Guerra Judeo-Romana, conocida también como la Gran Revuelta Judía, fue descubierta recientemente en excavaciones en el Parque Nacional de la Ciudad de David en la Ciudad Vieja de Jerusalén, acuñada poco antes de la destrucción del Segundo Templo en el año 70 EC, informó el portal The Times of Israel.

En los primeros años de la rebelión que duró desde 66-70 EC, las monedas inscritas en las letras paleo-hebreas de la época del Primer Templo expresaban frases como “Por la Libertad de Sión”, mientras que estas monedas están inscritas con las palabras, “Para la redención de Sión”.

“La diferencia entre ‘libertad’ y ‘redención’ expresa el cambio que ocurre en el subconsciente de los rebeldes y la realidad de aquellos días”, dijo el arqueólogo de la Autoridad de Antigüedades de Israel (AAI), Eli Shukron, quien encabeza la excavación.

Las monedas del cuarto año de la revuelta también están decoradas con símbolos judíos. En algunas de ellas aparecen las cuatro especies de plantas asociadas con la fiesta de Sucot. Otras representan un cáliz que puede haber sido utilizado por los sacerdotes en el templo.

La moneda fue descubierta durante la reciente inspección sistemática de un cubo de tierra tomado de una zanja del sistema de drenaje que corre bajo la calle Hagai, la avenida principal para los peregrinos que ascendían al Segundo Templo.

La zanja, descubierta en 2007, es la más grande del sistema subterráneo. Actualmente es parte del Parque Nacional de la Ciudad de David y se extiende desde el jardín arqueológico del Arco de Robinson, bajo las excavaciones de Ofel, hasta un área al norte de la piscina de Siloam.

Según los escritos de Flavio Josefo, unos 2,000 rebeldes fueron asesinados por los romanos mientras se escondían en zanjas de drenaje. Los hallazgos arqueológicos respaldan la afirmación de Josefo: ollas de cocina, monedas e incluso una espada romana de la época han sido descubiertas en el sistema de zanjas subterráneas de drenaje.

Shukron sospecha que los rebeldes se escondieron en esta zanja de drenaje en los últimos días antes de la caída de Jerusalén en manos de los romanos.

“Es posible que esta moneda quedó en el bolsillo de un residente de la ciudad escondido de los romanos en cuevas subterráneas”, dijo Shukron, “o tal vez rodó en la zanja de drenaje mientras el dueño de la moneda caminó por las calles de Jerusalén hace 2,000 años”.

En marzo de 2018, se publicitó un raro tesoro de Monedas del Año Cuatro de la Revuelta Judía descubiertas en las recientemente renovadas excavaciones de Ofel. Si bien los descubrimientos de monedas individuales ocurren con cierta frecuencia, este tesoro de docenas de monedas de bronce, descubierto en una cueva al sur del Monte del Templo por el arqueólogo de la Universidad Hebrea Dr. Eilat Mazar, es excepcional. Mazar llamó a la cueva una “cápsula del tiempo” de la vida judía durante la revuelta.

Hasta hoy, la mayoría de las monedas rebeldes judías descubiertas datan del año dos de la revuelta. “La pequeña cantidad de monedas acuñadas en el tercer año, y casi una falta total de monedas a partir del cuarto año, indica que la mayoría del país fue reconquistado por el ejército romano poco después del comienzo de la revuelta”, escribe Robert Deutsch en su obra de 2017 “La acuñación de la primera revuelta judía contra Roma, 66-73 EC”

Según Deutsch, las monedas de bronce del segundo y tercer año “son abundantes y fabricadas con negligencia”. Las monedas del cuarto año, sin embargo, “son de una calidad ligeramente superior”.

Fuente: Enlace Judío
JAI Uruguay