ataques-desde-gaza-isralies-en-refugio

Australia suspende financiación a World Vision en Gaza por desvío de fondos a Hamas

Australia anuncia que suspenderá la financiación de la organización benéfica World Visión, horas después de que las autoridades israelíes acusaron al gerente del grupo en Gaza de canalizar decenas de millones de dólares en fondos de ayuda al grupo terrorista de Hamas.

“Cualquier desviación de la generosa ayuda de la comunidad australiana e internacional para fines militares o terroristas de Hamas es deplorable,” señaló el gobierno australiano en un comunicado.

Australia ha donado aproximadamente 3.8 millones de dólares a World Vision en Gaza durante los últimos tres años, de acuerdo con la red australiana ABC. El año pasado, el director Mohammad Halabi hizo un recorrido con el embajador Dave Sharma por los campos de fresas sembrados con el apoyo de Australia.

World Vision, un grupo benéfico cristiano internacional con sede en Washington y el Reino Unido, trabaja en casi 100 países. Con un presupuesto de aproximadamente 2.6 mil millones de dólares y cerca de 50,000 empleados, es una de las principales organizaciones humanitarias en Estados Unidos y ha operado en Israel, Cisjordania y Gaza desde la década de 1970.

El grupo dijo en un comunicado publicado en su página web que estaba “conmocionado” por las acusaciones que “no consideraba como ciertas”, pero sin embargo las revisará cuidadosamente y “tomar las medidas necesarias en base a las evidencias.”

El Centro de Derecho Shurat HaDin Israel, una organización jurídica con sede en Israel que inicia procesos judiciales en nombre de las víctimas del terrorismo, dijo en un comunicado que había advertido a Canberra en 2012 y nuevamente en 2015 que World Vision desviaba sus fondos para actividades terroristas, pero fue rechazada.

Un funcionario del Ministerio de Asuntos Exteriores israelí que habló en condición de anonimato dijo que Kent Hill, un alto funcionario de World Vision, sostiene reuniones en Israel sobre las acusaciones.

Según la Radio del Ejército, el mayor general Yoav Mordechai, Coordinador de las Actividades Gubernamentales en los Territorios, que funge como intermediario entre el Ministerio de Defensa y los palestinos, se reunió con funcionarios de World Vision y los exhortó a condenar las acciones de Halabi. Mordechai enfatizó que el grupo es responsable del daño que habían causado. En un mensaje grabado árabe, dijo que Hamas es el responsable de la mala situación humanitaria en Gaza.

“Hamas robó ese dinero y lo transfirió a su ala militar para construir bases, proporcionar incentivos salariales y excavar los túneles de la muerte que han traído destrucción sobre ustedes y la Franja de Gaza”, señaló Mordechai. “Hamas los está enterrando junto con su esperanza de vivir una vida normal.”

El portavoz de Hamas, Hazem Qasem dijo que las acusaciones son “mentiras que pueden ser parte de la justificación del bloqueo en Gaza impuesto por la ocupación.” (Hace unos años Israel dejó de ocupar Gaza al retirarse unilateralmente de ese territorio, y dejando libre la frontera del mismo con Egipto.)

Halabi, de aproximadamente 30 años de edad y residente de Jabaliya en la Franja de Gaza, fue detenido en junio cuando cruzaba de Israel a Gaza.

En un video del cruce de Erez, donde fue arrestado, el portavoz del ejército israelí teniente coronel Peter Lerner indicó que Halabi había confesado los cargos en su contra, incluyendo el suministro de alimentos a operativos de Hamas dentro de los túneles durante el conflicto de 2014 con Israel.

El Shin Bet reveló que Halabi fue reclutado y entrenado por Hamas en la década de 2000 e “infiltrado” por el grupo en World Vision en 2005, donde ascendió hasta convertirse en director de la sucursal en Gaza.

“Halabi comenzó a realizar operaciones de seguridad para el ala militar de Hamas, que explotaba los fondos de la organización para el fortalecimiento del grupo terrorista,” afirmó el la agencia de seguridad israelí.

Para desviar los fondos, aproximadamente el 60 por ciento del presupuesto de World Vision en Gaza, Halabi inició proyectos ficticios que supuestamente ayudaban a agricultores, discapacitados y pescadores.

Los miembros de Hamas fueron incluidos como colaboradores en esos proyectos y se emitieron facturas infladas. Las empresas contratadas para llevar a cabo ciertos proyectos en base a licitaciones ficticias sabían que el 60 por ciento de los fondos iban a Hamás. Asimismo, parte del presupuesto de World Vision se utilizó para pagar los salarios de los agentes de Hamas, dijo el Shin Bet en un comunicado.

El servicio de seguridad israelí añadió que Halabi transferiría a Hamas materiales de construcción como acero, equipos de excavación y tuberías que estaban destinadas a la agricultura. Miles de paquetes con alimentos y asistencia médica recibida mensualmente fueron desviados a agentes de Hamas y sus familias en lugar de suministrarlos a civiles en Gaza.

En su interrogación, Halabi proporcionó información de inteligencia sobre los empleados que trabajan para los organismos de las Naciones Unidas y otros grupos benéficos que también ayudan a Hamas.

Fuentes internacionales y ministros del gobierno israelí criticaron enérgicamente a World Vision tras la publicación del arresto de Halabi: “La apropiación indebida y el abuso de la ayuda internacional demuestra una vez más el desprecio de Hamas hacia su propio pueblo. En lugar de construir escuelas y hospitales, Hamas sigue construyendo túneles terroristas y armas de fuego a fin de prepararse para otro ataque contra Israel,” según una declaración de Amigos Conservadores de Israel en el Reino Unido.

El ministro de Seguridad Pública Gilad Erdan advirtió que los vínculos entre las organizaciones terroristas y los grupos humanitarios en la Franja de Gaza son sustanciales, y pidió a los países donantes asegurarse de que su dinero no caiga en manos de los terroristas.

“Me imagino que la organización World Vision, que es muy anti-israelí, se hizo de la vista gorda”, dijo Erdan a la Radio del Ejército. “Los vínculos descubiertos son parte de un fenómeno mucho más amplio y grave.”

“Israel no permitirá esto, y tomaremos las medidas necesarias contra estas organizaciones y sus activistas,” apuntó. “Esperamos que los países donantes y las organizaciones internacionales verifiquen cuidadosamente el destino de los fondos.”

Foto: Niños en el sur de Israel en un refugio para protegerse de los misiles lanzados por Hamás.

 

ESTI PELED PARA AGENCIA DE NOTICIAS ENLACE JUDÍO MÉXICO  Fuente: The Times of Israel / Joshua Davidovich y AP

Reproducción autorizada con la mención siguiente: © EnlaceJudíoMéxico